Respeto

Durante tiempo he estado pensando que el respeto es una emoción de la familia del miedo, ya que muestra todas las señales corporales de la sumisión, algo que efectivamente la acerca al miedo que es el poseedor de esas señales. El miedo sitúa por debajo, sitúa de forma defensiva frente al agresor, incluso invita a huir. Mostrar miedo en las jerarquías, es mostrar al otro que tiene espacio para avanzar, para incrementar la agresión. El miedo por otro lado defiende las columnas de nuestra seguridad, lo que es fundamental para nosotros. Salta cuando algo importante para nosotros puede ser agredido. El miedo por tanto está ligado a la seguridad, y a lo que son elementos clave de nuestra vida. El respeto tiene esas señales de sumisión: no permite agredir al otro, nos hace mostrar sumisión hacia aquello que respetamos. Sin embargo, después de muchas experiencias con emociones y reflexionar ampliamente sobre el tema, he [...]

Un plan completo de formación en Educación Emocional para los docentes

https://youtu.be/Y4kuNnSqmXs Nos complace haceros partícipes a los lectores del blog que nos seguís desde hace de este gran esfuerzo que estamos realizando en EDUCACIÓN EMOCIONAL EN LA ESCUELA, para hacer prácticas las ideas que hemos ido exponiendo. Se trata de un esfuerzo en la dirección adecuada para innovar y mejorar la escuela y os pedimos que nos ayudéis a difundirlo. Estamos francamente orgullosos de este proyecto. Desde hace 4 años estamos elaborando cursos ONLINE para formar a docentes en Educación Emocional. Queremos completar un ambicioso proyecto de 15 cursos de 30 horas que llenan todas las necesidades de formación, tanto de habilidades de los docentes como de dinámicas para cada etapa y nivel educativo. Ahora hemos subido ya 6 cursos, los que se refieren a competencias emocionales del docente. Para conseguir transmitir ONLINE la misma eficacia que en los cursos presenciales, nos basamos en la experiencia de 4 años haciendo cursos ONLINE para [...]

Me quiero con mis emociones y reacciones: La autoestima en infantil

El título del módulo en que tratamos la autoestima en el curso sobre la PRÁCTICA DE LA EDUCACIÓN EMOCIONAL EN INFANTIL, tiene precisamente este título: ME QUIERO CON MIS EMOCIONES Y REACCIONES. Esto precisa una explicación. Con alumnos de mayor edad lo habríamos llamado directamente AUTOESTIMA. Sin embargo, a la edad de infantil, que son una madeja de sensibilidad, no se distinguen de sus sensaciones, que ni siquiera integran fácilmente para llamarlas emociones. Estamos ante una sensibilidad abierta a muchas posibilidades, viven las sensaciones aquí y ahora, y de una forma total. Es decir, viven la alegría y no piensan que se va a acabar, igualmente el enfado, lo viven de una forma total. Viven la emoción plenamente sumergidos sin tiempo. Debido a este quedar sumergidos, les sucede que cuando sienten una emoción desagradable, no se distinguen del desagrado, de las sensaciones desagradables que lo integran. No se separan de su enfado lo suficiente [...]

La empatía del niño en etapa infantil/inicial

Quería hacer un resumen de las ideas sobre el desarrollo de la empatía en los niños, porque me parecen muy importante para entenderlos y son cruciales para la actuación de los padres y docentes de infantil. Podríamos decir que el niño hasta los 4-5 años (hablando de un modo general porque los casos particulares son muchos) es un egoísta estructural. ¿qué quiero decir con esto? Que la evolución les ha preparado para buscar su necesidad durante esos primeros años de desarrollo. Mientras el individuo no alcanza un determinado desarrollo, no ha llegado el momento para empatía. Para el niño hasta esa edad lo clave es el vínculo con sus figuras significativas. Para mantener ese vínculo está perfectamente preparado. Ahí se mueve cómodamente, ahí exige lo que necesita sin tapujos, ahí se pone por delante de los demás y puede exigir un poco de comida que queda para el padre, aunque ya tenga lo suficiente [...]

Una niña y los reyes magos

He de reconocer que la llegada de mi hija Noor fue en un momento en que mi creencia y como consecuencia mi ilusión en ellos estaba muy de capa caída. Así que pensé que no iba a fomentar en Noor algo que a mi me había traído sinsabores y desengaños, que la iba a dejar ir por su cuenta. Además, me parecía que yo no debía mentirla, que debía ser siempre honesto con ella y decirle realmente lo que pensaba y este momento, reyes y papá Noel constituían una clave para mi honestidad y mi postura ante la verdad y la mentira. Aunque en realidad para ser franco debo decir que nunca lo he considerado algo entre verdad y mentira, sino mejor entre fábula y realidad. Por supuesto que sí cuide algo: el día de reyes, la tradición en España de regalar en ese día. Y ese día a Noor no le han faltado [...]